YES! Magazine Nominated for General Excellence. Read All About It.
Sections
Home » Issues » Estados Unidos más allá del bipartidismo » Órdenes del médico: cobertura de salud para todos

Nonprofit. Independent. Subscriber-supported. DONATE. How you can support our work.

Get a FREE Issue. Yes! I want to try YES! Magazine

YES! by Email
Join over 78,000 others already signed up for FREE YES! news.
[SAMPLE]
link

HomeBannerAd_Bookshelf

The YES! ChicoBag(R). Full-size tote that fits in your pocket!

 

Órdenes del médico: cobertura de salud para todos

Una agenda que pone a la gente en primer lugar: Un sistema sanitario para todos

Dr. Rocky White, a former Republican, has become a leading advocate of single-payer, national health insurance.
Dr. Rocky White, a former Republican, has become a leading advocate of single-payer, national health insurance.

Uno no se enteraría por los debates de los candidatos o los informes de las principales redes de televisión, pero la mayoría de los estadounidenses favorecen un sistema de seguro de salud similar al de Canadá, gestionado por el gobierno.

Aquellos que se están alineando para apoyar un sistema de salud de único pagador incluyen a profesionales médicos, empresarios, y a muchos republicanos. El Doctor Rocky White ha sido todas estas cosas.

White es un ex republicano, con antecedentes conservadores y evangélicos, que se interesó en la reforma de la atención de la salud hace nueve años cuando su consultorio médico se deslizó al rojo. Su investigación del sistema de salud le llevó a concluir que el problema no estaba sólo en su consultorio, el sistema en sí mismo está roto, y un programa de único pagador es la forma más eficaz de solucionar el problema.

Bajo el sistema de único pagador, las oficinas de los médicos y los hospitales siguen siendo instituciones privadas con o sin fines de lucro. Pero el gobierno federal cubre las facturas de servicios al paciente, con fondos procedentes de los impuestos. El paciente recibe la atención de la salud que necesita. El papeleo y la facturación se mantienen al mínimo. Los empleadores ya no tienen la difícil tarea de elegir, administrar y pagar un seguro de salud para los empleados. Todo el mundo está cubierto.

La configuración actual es tan complicada como sencillo es el sistema de único pagador. Hoy en día, el consumidor perspicaz debe lidiar con un complejo sistema de exenciones de condiciones preexistentes, co-pagos y deducibles, si es que tiene alguna cobertura. Los pleitos sobre facturación entre las oficinas de médicos, las compañías de seguros, los pacientes y sus abogados se devoran millones de dólares. Aproximadamente $25 de cada $100 dólares se gastan en papeleo, beneficios, y pagas ejecutivas y bonos. Y el desacuerdo sobre la cobertura médica es una de las fuentes más comunes de conflictos laborales para los empleadores, que han visto duplicarse a las primas de seguros desde 2000.

Con estos costos inflados, no es de extrañar que en 2006, el último año para el cual se disponen cifras del gobierno, 47 millones de estadounidenses no tenían ningún seguro, incluyendo a 8,7 millones de niños, o que el 68 por ciento de las bancarrotas en los EE.UU. son el resultado directo de los gastos médicos entre las personas que sí poseen seguro.



Una encuesta de investigación de opinión de la CNN mostró el año pasado que el 64% de los estadounidenses estarían dispuestos a pagar impuestos más altos por un sistema nacional de atención de la salud.

Cuando White se enteró de Médicos por un Programa Nacional de Salud y su plan de un sistema de salud de único pagador, vio que era similar a su propia idea y se unió al esfuerzo.

Otros profesionales de la medicina han tenido una reacción similar. El Colegio Norteamericano de Médicos—la mayor organización de médicos especialistas en el país—apoya un sistema de salud de único pagador, al igual que la Asociación de Enfermeras de California, la organización más grande de enfermeras registradas.

Y lo mismo sucede con el 55 por ciento de los estadounidenses, según un sondeo de la CBS News realizado en septiembre. En otro sondeo, el 64 por ciento dijo que estarían dispuestos a pagar impuestos más altos por un programa nacional de seguros de salud.

En el Congreso, el HR 676, el proyecto de ley "Medicare para todos" presentado por el Representante John Conyers, Jr. de Michigan, cuenta actualmente con 90 co-patrocinadores, más que ninguna otra propuesta de reforma del sistema de salud, y el respaldo de la Conferencia Estadounidense de Alcaldes.

Republicanos por un único pagador
El apoyo para un sistema de salud de único pagador no sólo es fuerte entre los progresistas. George Swan, por ejemplo, es un administrador médico, un autodescrito "republicano bipartidista" y fundador de Republicanos por un Único Pagador.

"Se trata de ser norteamericano y de hacer lo correcto", dice Swan. “Lo que está bien no es pagar una prima del 30 por ciento al sistema de seguro y recibir una atención médica de calidad inferior”.

Los dueños de negocios también están apoyando un sistema de salud de único pagador. Durante 25 años, Jack Lohman fue dueño de una empresa que proveía servicios de monitorización cardíaca a los hospitales. Hoy en día, es co-fundador de la Coalición Empresarial para un Único Pagador. Un "republicano de toda la vida", Lohman sostiene que los conservadores deben apoyar el sistema de único pagador, ya que favorece a las empresas.

"Por el mismo 16 por ciento del PBI que estamos gastando en el cuidado de salud en los EE.UU.", dice, "podríamos proporcionar atención médica de primera clase al 100 por ciento de la población". Y un único pagador podría "sacar la atención médica de las espaldas de las empresas para que puedan ser más competitivas con los productos fabricados en el exterior".

John Arensmeyer dedicó 12 años a dirigir una empresa de comercio electrónico con 35 empleados. Luego fundó Small Business Majority para abogar por los intereses de las pequeñas empresas, sobre todo en cuestiones relacionadas con la atención de la salud. Las subidas agudas en los costos de atención médica para las pequeñas empresas están afectando su capacidad para sobrevivir, dice Arensmeyer. "Es la antítesis de lo que somos como país, que es permitir a las personas la libertad de poner en marcha nuevas empresas”.

Las pequeñas empresas a menudo han sido calificadas de opuestas a la reforma del cuidado de la salud, pero la investigación de SBM muestra que las pequeñas empresas están interesadas en formar parte de la solución, aunque esto signifique pagar más impuestos.

Walter Maher, ex vicepresidente de política pública en la Corporación DaimlerChrysler, ve a los problemas en forma similar, aunque mira a los costos de atención de la salud a través del lente de los empleadores grandes.

General Motors, dice, está pagando a las personas para que abandonen sus puestos de trabajo, para que puedan contratar reemplazos a 50 centavos por dólar con una reducción de beneficios para la salud. "Es triste", dice. "Tienes un albatros gigante alrededor de tu cuello porque eliges proporcionar un buen nivel de vida para tus empleados”.

El dinero en la política
Si el actual sistema es tan impopular entre los profesionales médicos, pacientes y propietarios de negocios, ¿qué lo mantiene en su lugar? La mayoría de los defensores del único pagador están de acuerdo en que el dinero en la política es el mayor obstáculo para el cambio. Durante el ciclo electoral de 2006, la industria del cuidado de la salud gastó $99,7 millones de dólares en contribuciones de campaña. El gasto de los grupos de interés en cuestiones relacionadas con la atención de la salud trepó a $446 millones de dólares en 2007.

Para Jack Lohman, ese es el quid del problema. "Los planes para la atención de la salud, tanto los de McCain como los de Obama, están mal", dice. "Aunque ambos afirman que no están recibiendo dinero de cabilderos, de alguna manera este dinero logra pasar. Ambos están apoyando una atención de la salud que mantiene involucrada a la industria de los seguros".

Y todo ese dinero puede comprar una gran cantidad de desinformación y alarmismo. Rocky White dice comprobar que las personas se interesan en el método de único pagador si entienden lo que realmente se les propone: "Cuando la gente se da cuenta de que simplemente se trata de una compañía de seguros de propiedad pública, de repente la gente de negocios comienza a perder ese miedo de 'Ay Dios mío, nos vamos a convertir en la Unión Soviética’. Incluso los republicanos dicen, 'Esto realmente tiene mucho sentido".

Si bien a White le gustaría que la reforma ocurra a nivel nacional, él cree que es más realista trabajar a nivel estatal por el momento. Y para él, eso significa Colorado. White forma parte del consejo de administración de Cuidado de la Salud para Todo Colorado, un grupo sin fines de lucro, dirigido por voluntarios con 250 miembros que incluye a demócratas, republicanos, médicos, empresarios, profesores universitarios y economistas. Y él se está postulando por un escaño demócrata en la legislatura estatal para sumar "la voz de la medicina" al debate.

"Cada vez que un estado lo ha estudiado, encuentran que el único pagador es el más económico y cubre a todos", dice White. Su propuesta de un sistema de único pagador en Colorado está siendo estudiado por una comisión de listón azul creada por la Legislatura de Colorado.

En mayo, los 6.000 delegados de la Convención del Partido Demócrata de Colorado favorecieron una resolución a favor de un sistema de único pagador que será remitida a la convención nacional en Denver en agosto.

Si un estado puede hacer que un plan de único pagador funcione, White cree que podría iniciar un efecto de cascada similar a lo que se llevó a cabo en Canadá durante la década de 1940 y 1950.

"La gente está desanimada, están enojados y molestos", dice White. "Pero la política es el proceso que impulsa la acción, y si no nos involucramos en el proceso político nunca haremos una diferencia”.


Daina Saib escribió este artículo para Estados Unidos más allá del bipartidismo, la edición del otoño 2008 de YES! Magazine. Daina ha sido asistente editorial de YES!

Photo of Daina Saib

 

Email Signup
Estados Unidos más allá del     bipartidismo
Comment on this article

How to add a commentCommenting Policy

comments powered by Disqus


You won’t see any commercial ads in YES!, in print or on this website.
That means, we rely on support from our readers.

||   SUBSCRIBE    ||   GIVE A GIFT   ||   DONATE   ||
Independent. Nonprofit. Subscriber-supported.




Subscribe Generic Utne Award

Personal tools