Money, Politics, and Saving Our Democracy Banner

Sections
Home » Issues » Desafía el poder de las corporaciones » Leo Gerard :: Luchando por la justicia economica

Get a FREE Issue. Yes! I want to try YES! Magazine

Nonprofit. Independent. Subscriber-supported. DONATE. How you can support our work.

YES! by Email
Join over 78,000 others already signed up for FREE YES! news.
[SAMPLE]

Town Hall Sidebar

The YES! ChicoBag(R). Full-size tote that fits in your pocket!

 

Leo Gerard :: Luchando por la justicia economica

Paul Gerard. Foto de la Apollo Alliance
Foto de la  Apollo Alliance
Leo Gerard
No le llamen un moderado

“El Gremio de Trabajadores del Acero no está en el medio-del-camino, no se mueve-al-centro, ni somos Republicanos con cascos,” dice Leo W. Gerard, presidente internacional del Gremio de Trabajadores Unidos del Acero (USW).

Éste es un mensaje de bienvenida para los enfurecidos obreros del acero, convencidos de que el partido Demócrata ha vendido su alma liberal al denominado “centro.” Eso explica, en parte, por qué Gerard llegó a la presidencia del USW sin oposición, el primer hombre en la historia de 63 años del gremio en hacerlo así. Y es la razón por la cual los obreros se han agolpado para unirse al USW. Incluyendo a los miembros ganados por fusiones negociadas con otros gremios, el USW ha ganado 350.000 miembros bajo el liderazgo de Gerard—un incremento del 60 por ciento.

Gerard, hijo de un sindicalista, promueve una agenda sencilla: justicia económica para todos. Durante sus dos años en el puesto, ha negociado tarifas para ayudar a salvar la industria del acero de EE.UU. (finalmente abandonada por el presidente Bush bajo la presión de la Organización Mundial del Comercio) y una ley de Trabajadores Primero que mueve los reclamos de los obreros al tope de la lista en los procedimientos de quiebra corporativas.

Gerard también es la fuerza impulsora detrás de la creación de la Red Heartland. Estos enormes consorcios de fondos de pensiones multi-empleados invierten el capital del trabajador en empresas con buenas prácticas laborales, utilizando estrategias de inversión que están orientados al trabajo, apoyan la manufactura pequeña y amigable con el obrero, y construyen economías regionales sustentables.

Con su sincero compromiso por una democrácia económica (una persona=un voto), Gerard, un francocanadiense de 60 años que ha sido llamado “un osito de peluche de peso pesado,” le está infundiendo nueva vida al movimiento sindicalista.

Email Signup
Desafía el poder de las corporaciones
Comment on this article

How to add a commentCommenting Policy

comments powered by Disqus


You won’t see any commercial ads in YES!, in print or on this website.
That means, we rely on support from our readers.

||   SUBSCRIBE    ||   GIVE A GIFT   ||   DONATE   ||
Independent. Nonprofit. Subscriber-supported.




Subscribe

Personal tools