Give Gifts Top Banner

Sections
Home » Issues » Libera tu espacio » Caliente para el hombre en llamas

Get a FREE Issue. Yes! I want to try YES! Magazine

Nonprofit. Independent. Subscriber-supported. DONATE. How you can support our work.

YES! by Email
Join over 78,000 others already signed up for FREE YES! news.
[SAMPLE]

The YES! ChicoBag(R). Full-size tote that fits in your pocket!

 

Caliente para el hombre en llamas

Se está poniendo ardiente allí fuera. ¿Qué tan libre es el festival de "Burning Man"?
Document Actions

Foto por Catherine Bailey
Imágen de una pieca de arte increible, "Crude Awakening." Esta obra maestra pirotechnica es un comentario sobre nuestra dependencia del petroleo. La figura rende culto a un barril de petroleo gigante.
Foto por Catherine Bailey
Comienza como un peregrinaje de luz avanzando lentamente por su camino a lo largo del desierto de Nevada. Miles de autos, camionetas, RVs, autobuses pintados y vehículos artísticos mutantes acarreando dentro de ellos a los acólitos de “El Hombre."

Son aproximadamente 50.000: frotadores del fuego neo-tribales ornamentados con huesos, plumas y tatuajes; embajadores semi-desnudos de la revolución del amor; pirotécnicos, trabajadores del metal, supervivientes, demolicionistas, DJs, deconstruccionistas, ateístas, alquimistas, y estetas. Todos ellos, esperando que llegue la medianoche del domingo para poder ingresar a una Roca Negra City renovada y comenzar a construir la comunidad del Hombre Ardiente de este año.

Esta bacanal curva-mentes es organizada cada año durante una semana a fines de Agosto sobre el polvo de yeso del Desierto Roca Negra cerca del lago Pirámide en el noroeste de Nevada. Desde alejados rincones del globo, los Quemadores vienen para darle expresión a las posibilidades de la raza humana en un espacio no regulado.

El tema de este año, el “Hombre Verde”, invocó la crisis ambiental planetaria. Tal vez sin pretenderlo así, este tema puso de relieve la prodigiosa cantidad de basura y consumo en el núcleo de este festival, en su mayor parte no sustentable, a pesar de su máxima de “no dejar huellas.” La mayoría de los Quemadores reaccionaron frente al tema con ambivalencia, tal vez mejor ejemplificada cuando el martes por la noche, oculto en la oscuridad bajo un eclipse lunar rojo sangre, el Hombre Verde ardió antes de tiempo, encendido por un desilusionado disidente disgustado con el tamaño y alcance que el festival había alcanzado.

Escultura en
Escultura en "la playa" en el recinto de Burning Man.
Foto por Catherine Bailey
La comunidad se unió para reconstruirlo, y el festival continuó, impulsado por la Madre Naturaleza, la cual azotó el lugar con tormentas de polvo que golpearon la ciudad, destrozó domos y torres, y arrancó de raíz campamentos enteros.

El viernes llega la lluvia, seguida por un doble arcoíris que acentuó el interludio entre la charla de Daniel Pinchbeck sobre el eminente cambio cultural y el apasionado discurso de Starhawk para crear una permacultura sobre las cenizas de nuestros ecosistemas en colapso.

Cuatro de la mañana, sábado: una lluvia de meteoritos bombardeó los cielos mientras hacía mi camino hacia el Portal Sapphire, una interface evolucionista que provee un entorno para la transformación personal y planetaria. Dentro, nos apiñamos contra el frío durante las restantes horas de la noche, y despertamos a la luz del sol naciente derramándose a través de las entradas del portal, rodeados de gente rezando, bailando, y practicando yoga.

Sábado por la noche, luego del incendio anticlimático, la Roca Negra presenció fielmente el “Crudo Despertar”, una instalación de arte masiva de esculturas humanoides metálicas de nueve metros de alto, rezándoles a una torre de petróleo de treinta metros de alto, que fue destruida mediante explosiones pirotécnicas masivas. Aunque fue una declaración poderosa sobre nuestra relación obscenamente derrochadora con los combustibles fósiles, para los eco-conscientes fue también un caso de hedonismo tortuoso.

El tema del año próximo es “El Sueño Americano.” Ya podemos escuchar las distantes sirenas.


Charles Shaw (aka "Seven") escribió este artículo para una serie sobre Libera tu espacio, en la edición de invierno 2008 de YES! Magazine. Charles es un escritor radicado en Chicago, editor ejecutivo de Evolver/Reality Sandwich (realitysandwich.com) y anteriormente editor de Conscious Choice.

Traducción por Guillermo Wendorff.
Photo of Charles Shaw
spacer
Image of other articles in the theme: Liberate Your Space
spacer
Creative Commons License Utiliza y publica los artículos de YES! Magazine gratis, con estos pasos simples.

Email Signup
Libera tu espacio
Comment on this article

How to add a commentCommenting Policy

comments powered by Disqus


You won’t see any commercial ads in YES!, in print or on this website.
That means, we rely on support from our readers.

||   SUBSCRIBE    ||   GIVE A GIFT   ||   DONATE   ||
Independent. Nonprofit. Subscriber-supported.




Issue Footer

Personal tools