YES! Magazine Nominated for General Excellence. Read All About It.
Sections
Home » Issues » Más Democracia en América Latina » Declaración de La Paz

Get a FREE Issue. Yes! I want to try YES! Magazine

Nonprofit. Independent. Subscriber-supported. DONATE. How you can support our work.

YES! by Email
Join over 78,000 others already signed up for FREE YES! news.
[SAMPLE]

Town Hall Sidebar

The YES! ChicoBag(R). Full-size tote that fits in your pocket!

 

Declaración de La Paz

Los pueblos indígenas de América demandan una cultura de la vida en el Encuentro Continental de Pueblos y Nacionalidades Indígenas del Abya Yala.

La Paz, Bolivia, Tawatinsuyo 12 de octubre del 2006

Photo by Michael Bollino. Llamas at sunset.
Llamas en el Altiplano boliviano.
Photo por Michael Bollino.
Desde el corazón de América del Sur, en la tierra de Bartolina Sisa y Tupaj Katari, a los 12 días del mes de octubre de 2006, los delegados y delegadas de los pueblos originarios, indígenas del Abya Yala, reunidos en el Encuentro Continental de Pueblos y Nacionalidades Indígenas del Abya Yala, expresamos nuestra palabra.

En el nuevo devenir del Pachakuti, en estos tiempos de culminación del Quinto Sol, terminará pronto el mundo de miedo que vivimos, el mundo de odio y materialismo que sufrimos. Para ese día la humanidad desaparecerá como especie que amenaza con destruir el planeta y evolucionará hacia la integración armónica con todo el universo, comprendiendo que todo está vivo y consciente, que somos parte de ese todo y que resurgiremos en una nueva era de luz.

A 514 años de opresión y dominación, aquí estamos, no han podido eliminarnos. Hemos resistido a las políticas de invasión, destrucción y saqueo, hoy llamada neoliberalismo, que nos impone la explotación de nuestros recursos naturales a beneficio de las empresas multinacionales, causando graves impactos sociales, económicos y culturales, a los modos de vida de nuestros pueblos originarios, el resto de la humanidad y a la madre naturaleza.

Empieza una nueva era para los pueblos indígenas origina¬rios, están llegando los tiempos de cambio.

La declaración de las naciones unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas se ha logrado a base de un trabajo permanente de los pueblos indígenas del mundo durante más de 20 años, si bien refleja muchas de nuestras aspiraciones, no recoge plenamente el derecho de nuestros pueblos a la libre determinación y lo llega a supeditar de manera individual, reemplaza nuestra visión. A pesar de eso, exhortamos a los gobiernos a aprobarla y tomarla como base para legislar en materia de pueblos indígenas.

Las inversiones de las transnacionales en nuestras tierras y territorios, han generado pobreza, migración y contaminación de nuestros recursos (tierra, agua, semillas, genes, biodiversidad). Ante esa situación nuestros pueblos tenemos la tarea de construir mecanismos de resistencia que nos permitan sobrevivir dignamente. Los Estados nacionales deben reconocer que es la existencia de nuestros pueblos, lo que ha permitido la preservación de la biodiversidad y los conocimientos asociados a ella; por lo que deben garantizar la existencia de nuestros pueblos proporcionándoles recursos para su manejo autónomo y no establecer mecanismos que promuevan la privatización de nuestros recursos naturales, conocimientos tradicionales y espirituales.

Los Estados Nacionales, deben considerar que son Países donde habemos Pueblos indígenas y no son uninacionales; por tanto deben reconocer la Plurinacionalidad y respetar y reconocer nuestras propias formas de Gobernar. Por lo que urgimos la refundación de los Estados para lograr la convivencia entre los pueblos, para que no exista la exclusión y la marginación. La resistencia de la lucha de los Pueblos originarios, en conjunto con otros sectores en el continente hoy en día hemos logrado el triunfo de Evo Morales, una conquista que nos Convoca a fortalecer y consolidar las organizaciones en la construcción del verdadero Poder que surja de la experiencia de nuestros pueblos indígenas.

Con nuestra propuesta unitaria de la Cultura de la Vida, construyendo soberanía que descansa en nuestra identidad y cosmovisión, y participando democráticamente, emergemos para construir nuevos estados nación desde el pensamiento indígena con la participación mayoritaria del pueblo. Continuamos en el fortalecimiento de nuestros procesos organizativos y de nuestras luchas hasta lograr construir la unidad de los pueblos del Abya Yala y reconstruir el “Vivir Bien” quesignifica vivir en armonía entre las personas y la naturaleza; al mismo tiempo ofrecemos al mundo aceptar y beneficiarse de los valores de nuestras culturas.

Desde nuestras familias, hogares, comunidades, pueblos, estando o no estando en el gobierno de nuestros países, nosotros mismos decidimos y encaminamos nuestros destinos, nosotros mismos asumimos la voluntad y responsabilidad del Vivir Bien que nos han legado nuestros ancestros, para irradiar desde lo más sencillo y simple a lo más grande y complejo, para construir de manera horizontal y plural la diversidad de la cultura de la vida, para así ejercer la libre determinación de nuestros pueblos, aún sin el reconocimiento de los Estados.

Rechazamos enérgicamente la criminalización de las luchas de los pueblos indígenas y de los demás movimientos sociales.

La lucha no se detiene, se acabó el resistir por resistir, llegó nuestro tiempo. Nuestro camino es coordinarnos, articularnos, y comunicarnos de manera permanente y tomando en cuenta todos nuestros problemas, necesidades y propuestas. Desde aquí convocamos a los pueblos indígenas de Abya Yala a participar en la III cumbre de los pueblos y nacionalidades indígenas del Abya Yala que se realizará del 26 al 30 de marzo del 2007 en territorio maya, Guatemala.

Nuestro camino está trazado, pero necesitamos de los otros sectores de la sociedad que también están siendo oprimidos para realizar las transformaciones que aspiramos; por eso también convocamos a participar activamente en la Cumbre Social para la Integración de los Pueblos, a realizarse en Cochabamba Bolivia del 6 al 9 de diciembre de 2006.

Condenamos los actos guerreristas e intervencionistas que el gobierno de los Estados Unidos está efectuando en muchos países del mundo y de América para proteger sus intereses. Al mismo tiempo nos solidarizamos con las luchas de todos los pueblos y los gobiernos que defienden su derecho a la libre determinación, como Cuba y Venezuela.

Somos testigos de los graves problemas que están atravesando el pueblo y gobierno bolivianos, ocasionados por los grupos económicos oligárquicos que cuentan con el beneplácito de los Estados Unidos. También hemos sido testigos de los esfuerzos que el pueblo y gobierno boliviano encabezado por el compañero Presidente Evo Morales, están haciendo para construir un nuevo país, nos solidarizamos con este heroico esfuerzo. Estaremos vigilantes de manera permanente de lo que suceda en Bolivia y pedimos a los pueblos del planeta brinden su apoyo y solidaridad a este proceso.

Saludamos los movimientos de reivindicación y resistencia que se siguen haciendo por nuestros pueblos en todo el continente. Ratificamos al 12 de octubre como el día de la resistencia indígena. Invocamos la memoria de nuestros millones de mártires que han sido masacrados desde 1492 hasta la fecha. Los países invasores tienen una deuda histórica con nuestros pueblos.

¡¡¡JALLALLA PUEBLOS INDÍGENAS DEL ABYA YALA!!!

Email Signup
Más Democracia en América Latina
Comment on this article

How to add a commentCommenting Policy

comments powered by Disqus


You won’t see any commercial ads in YES!, in print or on this website.
That means, we rely on support from our readers.

||   SUBSCRIBE    ||   GIVE A GIFT   ||   DONATE   ||
Independent. Nonprofit. Subscriber-supported.




Subscribe

Personal tools