Money, Politics, and Saving Our Democracy Banner

Sections
Home » Issues » Soluciones para el cambio climático » China se vuelve verde

Get a FREE Issue. Yes! I want to try YES! Magazine

Nonprofit. Independent. Subscriber-supported. DONATE. How you can support our work.

YES! by Email
Join over 78,000 others already signed up for FREE YES! news.
[SAMPLE]

Town Hall Sidebar

The YES! ChicoBag(R). Full-size tote that fits in your pocket!

 

China se vuelve verde

Tanques solares de agua caliente en un tejado de Kunming, ciudad capital de Yunnan. Foto por Even Rogers Pay
Tanques solares de agua caliente en un tejado de Kunming, ciudad capital de Yunnan. China está a punto de adelantarse a Europa, Japón y Norteamérica en la manufactura de paneles solares y turbinas de viento, y ya domina los mercados de agua caliente solar e hidroeléctrica pequeña. Foto por Even Rogers Pay
El verano pasado, el presidente Chino Hu Jintao, recorrió el país en manga corta para mostrar que sus compatriotas pueden bajar sus aires acondicionados. En China, la conservación está de moda.

Las modas sí cambian. La negación del calentamiento global está pasada de moda. Desgraciadamente, sin embargo, la colección “no hagamos nada sobre el cambio climático” está luciendo una nueva línea: “¿Por qué debemos molestarnos en luchar contra el cambio climático cuando las emisiones de China están aumentando?”

Es verdad que el galope económico de China da a entender que el total de emisiones del país está en alza—es ahora el emisor número uno del mundo. Pero China también reveló políticas agresivas para la reducción de emisiones. Por cierto, puede que sea Estados Unidos el que necesite ponerse al corriente con China, y no al revés.

China se jacta de uno de los parques de vehículos motorizados más eficientes en el consumo de combustible del mundo, con un promedio estimado de 37 millas por galón, en 2008. Los Estados Unidos alcanzarán 35 millas por galón—en 2020.

China invirtió $10.000 millones en energía limpia en 2007 (el doble de la cantidad invertida por los Estados Unidos en 2006) y está en camino de alcanzar y superar el objetivo de obtener el 15 por ciento de su energía de fuentes renovables en 2020, y el 30 por ciento en 2050.

China ya es lider en la tecnología de agua caliente solar e hidroeléctrica pequeña, y probablemente se convertirá en el líder mundial en manufactura en energía solar y eólica en los próximos tres años. A menos que los Estados Unidos empiecen a trabajar y comiencen a fijar estándares altos para una economía amigable con el clima, el mundo podría mirar a China como el líder de la nueva tendencia global.


Anna Fahey escribió este artículo como parte de ¡Paremos el calentamiento global, ya!, el número de primavera de 2008 de YES! Magazine. Anna es una estratega en comunicaciones en el Sightline Institute.
Traducción por Guillermo Wendorff.
Foto de Anna Fahey
spacer
Imagen de otros articulos sobre el tema: Soluciones para nuestro clima
spacer
Creative Commons License YES! Magazine te invita a usar este artículo de forma gratuita, siguiendo estos pasos fáciles.

Email Signup
Soluciones para el cambio climático
Comment on this article

How to add a commentCommenting Policy

comments powered by Disqus


You won’t see any commercial ads in YES!, in print or on this website.
That means, we rely on support from our readers.

||   SUBSCRIBE    ||   GIVE A GIFT   ||   DONATE   ||
Independent. Nonprofit. Subscriber-supported.




Subscribe

Personal tools